miércoles, septiembre 27, 2006

El secreto mejor guardado de la historia

Infructuosamente antes ya había tratado de mantener un Blog. Sin embargo siempre cedía ante mi flojera, la falta de tiempo o el simple aburrimiento de ver inscrita mi interioridad en las turbias aguas del ciberespacio.
Nunca hice un llamado público para que conocieran mi antiguo Blog, tal vez porque era un espacio terriblemente sentimentaloide, en donde sólo me dedicaba a "vomitar" con toda intensidad lo que me rodeaba en aquel entonces. Pocas personas conocieron mis antiguas letras, y lo más extraño es que quienes lo hicieron eran completos desconocidos...
Quizás eso hace entretenidos a los blogs, son como una ventana abierta en donde quiensea puede echar un vistazo para curiosear y ver que sucede. Y en esa dinamica, surgen locos pensamientos... mi mente comienza a fantasear. Porque podría abrir mi boca (o mejor dicho, liberar a mis dedos) y contar el secreto mejor guardado de mi/nuestra historia.
Y sería exquisito ver las reacciones de los otros al contar el secreto...


*Porque el secreto mejor guardado puede verse tan irreal, que a muchos les costaría trabajo creerlo.

*Porque el secreto mejor guardado rompe con toda logica y racionalidad: es totalmente incomprensible (incluso para mí).

*Porque el secreto mejor guardado -aunque tiene su principio- no tiene forma definida: no tiene pies, ni cabeza. Y tampoco muestra señales de querer morir.

*Porque el secreto mejor guardado sobrepasa los límites temporales y espaciales.

*Porque el secreto mejor guardado es tan antiguo, que habría que remontarse muchos años atrás para explicarlo a cabalidad.

*Porque el secreto mejor guardado es la contradicción misma.

*Y, principalmente, porque el secreto mejor guardado es sólo para dos.

Algún día me dará la locura y contaré todo...sin tapujos, sin verguenza, sin temor. Porque ya es demasiado tiempo y ha llegado la hora de la consolidación. Ha llegado la hora...ha llegado el minuto, el breve minuto sin tiempo, que sabiamos iba a aterrizar... Pero se puede esperar más ¡Sí, se puede! Es posible ocultar esto por un tiempo más, alargar la verdad, quizás hasta el infinito mismo.

(Porque si revelo el secreto mejor guardado, dejaría de ser el mágico secreto mejor guardado).